Agua que no has de beber… PUEDES DONARLA

Desde antes que se iniciara la pandemia y la emergencia que primero fue sanitaria y luego se convirtió en GENERAL,,, el Banco de Alimentos Perú se convirtió para nosotros en un ÁNGEL DE ALIMENTOS.

Así confundieron su nombre un día y desde entonces así le llamamos cuando recibimos productos para las casitas de acogida, los comedores parroquiales, los colegios nocturnos, los oratorios y las ollas comunes.

Agua y gaseosas en perfecto estado, cercanos a su fecha de vencimiento, pero frescas, limpias, ricas… gracias siempre Ángel de Alimentos!!!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

es_ES